Adéu a Nihil Obstat | Hola a The Catalan Analyst

Després de 13 anys d'escriure en aquest bloc pràcticament sense interrumpció, avui el dono per clausurat. Això no vol dir que m'hagi jubilat de la xarxa, sinó que he passat el relleu a un altra bloc que segueix la mateixa línia del Nihil Obstat. Es tracta del bloc The Catalan Analyst i del compte de Twitter del mateix nom: @CatalanAnalyst Us recomano que els seguiu.

Moltes gràcies a tots per haver-me seguit amb tanta fidelitat durant tots aquests anys.

dijous, 22 de gener de 2009

Evo Morales treu un diari i Prisa ven els seus

"Todos (los medios privados) mienten, y por ello necesitamos nuestro propio diario". Aquesta ha estat la justificació d'Evo Morales per decidir la publicació a partir d'avui d'un diari governamental. Coincidint amb aquesta decissió, Prisa-España ha venut tots els seus mitjans a Bolívia a un desconegut grup inversor espanyol que, segons alguns mitjans, estaria finançat per capital veneçolà.
El Presidente boliviano, Evo Morales, celebrará hoy su tercer aniversario en el poder con el lanzamiento del diario estatal El Cambio, con el que busca, según sus palabras, contrarrestar a la prensa opositora del país.

Pero simultáneamente, uno de los bastiones históricos de la prensa boliviana, el diario La Razón, está a punto de cambiar de manos. Con una tendencia crítica al Mandatario, el periódico que pertenece al grupo Prisa podría ser en breve vendido a un misterioso grupo inversor español, que, según versiones de prensa, estaría financiado por un conglomerado venezolano.

Tal como se había rumoreado durante el último mes, el martes la empresa española dueña del prestigioso diario El País informó de la venta a Akaishi Inversiones del 25% de participación que tenía en la Asociación de Teledifusoras de Bolivia (ATB) por US$ 4,1 millones. Y el acuerdo incluye una opción de compra por los periódicos bolivianos La Razón y El Extra, que se podría concretar en febrero próximo.

Inquietud de la prensa

Para Pedro Rivero Jordán, director del diario El Deber, de Santa Cruz, y presidente de la Asociación Nacional de la Prensa de Bolivia (ANP), la situación es preocupante. "Como ANP, vemos con una marcada inquietud los anuncios que viene realizando el gobierno sobre la puesta en marcha de otros medios de comunicación además de que los que ya tiene a su disponibilidad", dice a "El Mercurio", recordando la existencia de un canal de TV estatal y de la red Patria Nueva, que incluye a 33 radios comunitarias financiadas "con recursos del gobierno venezolano".